Menu

Escuche Radio América

¿Qué señales son estas?

El milagro de Nigeria

Si usted no ha oído hablar todavía acerca del "Milagro de Nigeria", por seguro oirá. Los cristianos en todo el mundo están comentando sobre los "avivamientos" más maravillosos en la historia. Las personas se están reuniendo en el nombre de Cristo, por cientos de miles y muchos dicen que,

"Las señales y los prodigios están siguiendo a la predicación del simple Evangelio". ¿Será esto el gran avivamiento del "Movimiento del Vino Nuevo" que se había pronosticado? ¿O será posible que el mundo esté preparándose para el gran engaño final mencionado en la Biblia?

Un artículo titulado "Venga y reciba su milagro" publicado por la revista Christianity Today del 5 de febrero de 2001, escrito por Corrie Cutrer y Obed Minchakpu, provee una perspectiva interesante sobre el "avivamiento" en Nigeria. El parágrafo inicial dice: "Las curaciones en masa llevadas a cabo por el evangelista alemán Reinhard Bonnke y las cruzadas evangelísticas están estableciendo récords, pero los misioneros de profesión dicen, que la calidad de los discípulos, no la cantidad de la multitud, es la clave para alcanzar a los nigerianos". Mientras es aparente que las "reuniones milagrosas" atraen grandes multitudes, no todos los que creen en milagros se sienten impresionados por el estilo de Reinhard Bonnke.

Las señales y los prodigios están manifestándose en el mundo! ¿Son genuinos? ¿O se trata acaso, de las señales y prodigios que el Señor Jesucristo dijo que precederían su segunda venida? Si tales señales son de Dios, ¿quién desearía estar en contra de ellas? Pero si son un engaño, ¿quién quiere estar a favor? Cualquier intento por responder estas preguntas, naturalmente provoca gran controversia.

 

La Biblia hace esta declaración en Romanos 16:17: "Mas os ruego, hermanos, que os fijéis en los que causan divisiones. . ." La Escritura también enseña que la unidad en el cuerpo de Cristo es muy importante. Pero. . . ¿Cuál es la definición bíblica de unidad? ¿Puede el cristianismo basarse en ideas falsas, error, engaño o señales y prodigios mentirosos? ¿Qué declara la Biblia? ¿Debemos pasar por alto lo que enseña la Palabra de Dios a fin de fabricar una unidad falsa en el nombre de Cristo? ¿Acaso la unidad de los cristianos no debe fundarse siempre en la verdad?

Mientras quienes cuestionan el ecumenismo, son a menudo catalogados como divisionistas y de mente estrecha, la Biblia nos ordena que presentemos la Palabra de Dios con mucho cuidado. Aunque a menudo me han acusado de divisivo, algunas veces me he preguntado si no será acaso que me mal interpretan.

Lea Romanos 16:17 en su entero contexto para que así tenga el cuadro completo. Pablo escribió: "Mas os ruego, hermanos, que os fijéis en los que causan divisiones y tropiezos en contra de la doctrina que vosotros habéis aprendido, y que os apartéis de ellos". Según las palabras de Pablo, quienes causan división son los que predican cosas contrarias a lo que enseña la Palabra de Dios.

Antes de escribir este comentario le pedí a Dios que me ayudara. No estoy buscando más controversia, sin embargo, ¿qué debe hacer cuando vea encubierta una tendencia de esas que nos advierte la Biblia? ¿Qué hará al escuchar cuando alguien dice "Estas son las señales y los prodigios anticipados que están preparando el camino para la venida de Jesús?"

Es obvio que uno de los dos puntos de vista está equivocado. Si estas señales son de Dios, el advertir a las personas en contra de ellas sería algo blasfemo. Pero si son falsas, entonces las consecuencias son muy serias y muchas personas podrían sucumbir al engaño.

Quienes apoyan las señales y prodigios están convencidos que están en lo correcto. "¿Quién es usted. . . ", le increpan, "para atreverse a decir que estamos equivocados?" O. . . "Es antibíblico que esté atacando a un pastor tan conocido o a un evangelista famoso. ¿Y qué de esas personas que han sido resucitadas de entre los muertos? ¿Acaso Jesús no dijo que podríamos hacer lo mismo que Él hizo? ¿Se atreve a decir que las ‘señales y los prodigios’ no seguirán a la predicación del Evangelio?"

¿Por qué alguien iba a ser tan atrevido de hablar en contra de un avivamiento? ¿Está usted más interesado en escatología que en la verdad? O como algunos de mis críticos han dicho: "No asombra que esté sufriendo tanto y que su hijo haya muerto en un accidente, es culpable de haber blasfemado en contra del Espíritu Santo".

Sí, he tenido que escuchar todas esas preguntas y acusaciones. Las personas me escriben o me llaman a diario. Un hermano me dijo: "El mundo entero está acercándose a Cristo, así lo crea o no. Si no deja de hacer lo que está haciendo, le anticipo que Dios va a sacarlo de este mundo".

Yo tomo todos estos reclamos con seriedad. Porque. . . ¿Quién desea blasfemar contra Dios? ¿Quién desea ser personalmente responsable por abstenerse de participar en un genuino despertar espiritual? Esto es algo muy serio. Si quienes me critican están en lo correcto, estoy equivocado y sólo soy un instrumento del diablo. Así como sé muy bien que el infierno es un lugar real, no deseo ir allí ni tampoco quiero que nadie vaya.

El milagro de Nigeria

Si usted no ha oído hablar todavía acerca del "Milagro de Nigeria", por seguro oirá. Los cristianos en todo el mundo están comentando sobre los "avivamientos" más maravillosos en la historia. Las personas se están reuniendo en el nombre de Cristo, por cientos de miles y muchos dicen que, "Las señales y los prodigios están siguiendo a la predicación del simple Evangelio". ¿Será esto el gran avivamiento del "Movimiento del Vino Nuevo" que se había pronosticado? ¿O será posible que el mundo esté preparándose para el gran engaño final mencionado en la Biblia?

Un artículo titulado "Venga y reciba su milagro" publicado por la revista Christianity Today del 5 de febrero de 2001, escrito por Corrie Cutrer y Obed Minchakpu, provee una perspectiva interesante sobre el "avivamiento" en Nigeria. El parágrafo inicial dice: "Las curaciones en masa llevadas a cabo por el evangelista alemán Reinhard Bonnke y las cruzadas evangelísticas están estableciendo récords, pero los misioneros de profesión dicen, que la calidad de los discípulos, no la cantidad de la multitud, es la clave para alcanzar a los nigerianos". Mientras es aparente que las "reuniones milagrosas" atraen grandes multitudes, no todos los que creen en milagros se sienten impresionados por el estilo de Reinhard Bonnke.

A las reuniones de Bonnke asisten a menudo más de 500. 000 personas. En una ocasión, él gritó: "Jesús es el Salvador de Nigeria. Toda Nigeria va a ir al cielo".

Mientras las grandes multitudes son una fuerte indicación de que muchos se sienten atraídos por las reuniones, ¿cuántos de los que atienden comprenderán el mensaje del Evangelio? ¿Están guiando a las multitudes hacia Jesús como Salvador, o simplemente las atraen con los milagros asociados con su nombre?

A pesar de que el señor Bonnke puede que sea sincero en su objetivo de ver a toda Nigeria salva, existe la posibilidad de que esté engañado. Asegura que cuando era un joven misionero en Losotho, Suráfrica, el Espíritu Santo le dio una visión. Según Bonnke, vio al entero continente africano lavado en la sangre de Jesús.

La revista Charisma de mayo 2002, también ayuda a comprender la naturaleza del avivamiento en Nigeria. Aunque es cierto que se están celebrando reuniones masivas y que cientos de miles asisten a ellas, es necesario probar el estilo de los líderes. Según un artículo titulado El milagro de Nigeria, los observadores dicen que Dios está levantando un ejército para evangelizar el continente.

La idea de que se está levantando un ejército no es nada nuevo. En 1948 el Movimiento de la Lluvia Tardía en North Battleford Saskatchewan, clamó por un ejército de creyentes llenos de poder, el cual se conoce a menudo como el Ejército de Joel. Incluso se hizo una predicción de que el mundo entero sería cristianizado por estos poderosos soldados de Dios. A pesar de que el ejército permaneció en la clandestinidad por un tiempo, ha regresado de nuevo con todo su poder.

Incluso la revista Charisma trata de agregar una palabra de advertencia. Dice en una declaración: "Mientras las iglesias en Nigeria están creciendo, muchas de ellas están predicando un mensaje importado centrado en el dinero. Lo tomaron prestado de Estados Unidos". Un comentario adicional confirma que existe preocupación: "No cabe duda que Nigeria ha sido un territorio fértil para el mensaje norteamericano de fe. Las enseñanzas sobre sanidad y prosperidad de Kenneth Haggin, están disfrutando de amplia circulación en Nigeria desde los años 1970, en parte por medio de la influencia del líder nigeriano de la megaiglesia Benson Idahosa. Kenneth Copeland, Jerry Savelle, John Avanzini y muchos otros predicadores especializados en el mensaje de la prosperidad, tienen multitudes gigantescas de seguidores en el país africano", agrega.

Mientras quienes apoyan el movimiento de "las señales y prodigios" en Nigeria aseguran que Dios está obrando, hay otros que sospechan del "avivamiento" y dicen que bien puede estar contaminado con el error. Declaran que muchos pastores "han adoptado" el modelo norteamericano de celebración cristiana, el cual ha sido abrazado ansiosamente por la cultura patriarcal africana la que vive fascinada con la adoración de héroes. Las personas no siguen a Dios, sino a sus líderes.

Un vocero declaró: "Sé de iglesias en donde no oran por usted ante el altar, a menos que primero dé dinero. Enseñan que primero se debe dar la semilla de dinero, a fin de recibir cualquier clase de bendición".

Después de leer el artículo en la revista Charisma acerca del gran Milagro en Nigeria, transcurrió cerca de una semana cuando fui de visita a Fort Worth, Texas. Viajando en dirección al lugar donde predicaría el mensaje dominical, pasamos frente a una iglesia gigantesca llamada la Iglesia de John Avanzini. A pesar de que se trataba de un complejo gigantesco, sólo había unos pocos automóviles en el estacionamiento. Cuando pregunté cuántos atendían a los servicios del domingo por la mañana, me contestaron que sólo eran unos pocos. Me dijeron: "En realidad se reúnen en un salón de clases, no en el santuario".

Tal vez en el futuro, "las señales y prodigios" que están teniendo lugar en Nigeria sean exportados de regreso a Estados Unidos. Para que puedan cumplirse las profecías de la Lluvia Tardía, definitivamente tendrá que ocurrir esto mismo. Por ahora, creo que sería beneficioso comparar las tendencias actuales con lo que dice la Biblia.

Una respuesta bíblica

Muchos dicen que para que el Evangelio pueda propagarse a todo lo ancho del mundo, será esencial una manifestación a escala global de "señales y prodigios". Desde varias décadas pasadas, los cristianos que basan su fe en las experiencias, han promovido un estilo de evangelismo que requiere "la unidad entre los cristianos" como requisito inicial. Manifiestan que la unidad en el nombre de Cristo, produce milagros que atribuyen a Cristo. Este método mejor conocido como "evangelismo de poder", se basa en la premisa de que gracias a las "señales y prodigios" están teniendo lugar conversiones, necesarias para anunciar la segunda venida del Señor Jesucristo.

Sin embargo, un estudio cuidadoso de la Escritura indica que el período de tiempo antes del retorno de Jesús a la tierra, será una época en que las personas tendrán que tener mucho cuidado respecto a las señales y prodigios. Jesús dijo que antes de su retorno se manifestarían señales y prodigios mentirosos: "Porque se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos" (Mt. 24:24). El apóstol Pablo también advirtió acerca de este fenómeno sobrenatural como parte de un gran engaño que hará sucumbir a muchos y preparará el camino del Anticristo: "Inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos" (2 Ts. 2:9).

Asimismo, el Señor Jesucristo nos dio una advertencia sobre la fe centrada principalmente en los milagros. Dijo que muchos serían engañados y pasarían la eternidad en el infierno. A pesar de que experimentaron fenómenos sobrenaturales en su nombre, nunca comprendieron el simple Evangelio: "No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos. Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros?" (Mt. 7:21,22).

En otra ocasión Jesús alertó sobre el peligro de andar en pos de señales y prodigios. Dijo: "¿Por qué pide señal esta generación? De cierto os digo que no se dará señal a esta generación" (Mr. 8:12). Más tarde, en el mismo capítulo, Jesús le dijo claramente a sus seguidores que comprenderían la razón verdadera para seguirle. Declaró: "Y llamando a la gente y a sus discípulos, les dijo: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y todo el que pierda su vida por causa de mí y del evangelio, la salvará" (Mr. 8:34,35).

Es obvio que Jesús quería dejar bien claro, cuán importante es comprender el Evangelio. Él en ningún momento promovió la idea de que las personas deben buscarlo sólo por las señales y prodigios. De tal manera, ¿qué es más importante: ser sanado y más tarde ir al infierno, o entender el Evangelio y vivir eternamente?

Un ejemplo final de la Escritura confirma que Jesús no se agradaba de las personas que le seguían por los milagros. Aunque Jesús es el Dios de los milagros verdaderos, y es cierto que las señales y los milagros siguen a la predicación del Evangelio, las personas no deben ir en pos de los milagros por razón de ellos. Deben entender el Evangelio, de no ser así, existe un gran potencial de que puedan ser engañados en el nombre de Cristo.

Leemos en Juan 2:23-25: "Estando en Jerusalén en la fiesta de la pascua, muchos creyeron en su nombre, viendo las señales que hacía. Pero Jesús mismo no se fiaba de ellos, porque conocía a todos, y no tenía necesidad de que nadie le diese testimonio del hombre, pues él sabía lo que había en el hombre".

Basado en las palabras de Jesús y en sus acciones tal como están registradas en la Biblia, me parece que las señales y prodigios son algo secundario en la predicación del Evangelio verdadero. ¿No cree que debemos prestarle atención a lo que dijo e hizo el Señor Jesucristo?

Con respecto a las señales y prodigios que están supuestamente detrás del gran "Milagro de Nigeria", ¿podemos saber por seguro si estos relatos de milagros son genuinos o falsificados? ¿Se están salvando las multitudes o será esto una vista anticipada de un engaño futuro que enviará a muchos al infierno?

Antes de juzgar, es importante revisar los hechos. Recuerde, el camino al infierno es ancho y muchos son los que viajan por él. Aunque el camino al cielo es angosto, es posible encontrarlo si entiende el Evangelio.

Finalmente hay una cosa que podemos saber por seguro: "El Evangelio es el boleto al cielo, no las ‘señales y prodigios’ ". El tiempo dirá quién está correcto y quién equivocado. Mientras tanto, recuerde que las consecuencias de equivocarse son muy serias. Estar en el infierno por la eternidad es demasiado tiempo, allí no hay una segunda oportunidad.

volver arriba