Menu

La Liga Árabe retiró a 55 observadores de Siria

Artículo desactualizado, publicado a manera de información

  • Fecha de publicación: Sábado, 28 Enero 2012, 08:10 horas

La Liga Árabe retiró a 55 observadores de Siria

Le medida fue en protesta por la negativa del régimen de Al Assad de detener la matanza de su pueblo que dejó el miércoles 26 víctimas. El organismo pidió la intervención del Consejo de Seguridad de la ONU.

Luego de la salida de este primer grupo de Siria en el país quedan 110 observadores, según informó la Liga Árabe. El líder de la misión, el general sudanés Mohammed al Dabi, se reunió este miércoles con el ministro de Exteriores sirio, Walid al Muallim, quien subrayó el compromiso de su gobierno para "completar la cooperación" con la misión de observadores.

"Siria está comprometida con facilitar el cumplimiento de la misión, como fue comisionada, pese a los obstáculos puestos en el camino por partes que no desean mostrar la realidad de la situación en Siria", fue citado el titular de la cartera de Exteriores tras el encuentro con Al Dabi por la agencia de noticias siria SANA.

"Los Estados árabes exigieron al Consejo de Seguridad de la ONU que apoye el plan para el cambio de poder en Siria", declaró el ministro del Exterior de Qatar, Sheij Hamad bin Yasim al Thani, en una entrevista la noche del martes con el canal Al Yazira. Según explicó, aparte de Siria sólo hay un país de la organización que no apoyaría ese procedimiento, al parecer Líbano.

Al Thani se refiere a la propuesta realizada el fin de semana por la Liga Árabe que prevé la formación de un gobierno de unidad nacional y la dimisión de Al Assad como bases de una transición pacífica en el país, un plan rechazado tanto por el gobierno como por la oposición sirios.

Rusia sin embargo se opuso a la petición de la Liga Árabe de la dimisión del presidente. "Eso no debería ser un requisito para el diálogo", declaró el ministro de Exteriores ruso, Sergei Lavrov, quien se reunió este miércoles con su homólogo turco Ahmet Davatoglu, informa la agencia de noticias Interfax.

Moscú se presentó como país anfitrión para un posible diálogo entre gobierno y oposición sirios. "Es importante que todos los grupos se sienten en la mesa de negociación y las unidades armadas queden aisladas", señaló Lavrov.

Tanto Lavrov como su homólogo turco se mostraron en contra del envío de soldados extranjeros a Siria. Davutoglu sin embargo tuvo duras críticas para Assad. "La cúpula en Damasco ha prometido varias veces reformas. Pero las matanzas masivas y las operaciones militares prosiguen".

Lavrov subrayó de nuevo que su país, con derecho a veto en el Consejo de Seguridad de la ONU, no iba a permitir que se impusieran sanciones unilaterales contra Damasco. Moscú pide que en la resolución se condene la violencia del gobierno de Al Assad, así como la de la oposición.

Por otro lado, Rusia reconoció por primera vez que apoya a Assad por las compras de armamento. El país árabe es un mercado importante para los aparatos de guerra, señaló el jefe del holding estatal Rostechnologii, Chemesov. "¿Por qué deberíamos renunciar a esa cooperación? Se trata de negocios". Rostechnologii, que emplea a un millón de personas, está especializada en el campo militar, por ejemplo en la construcción de helicópteros.

En tanto, al menos 26 personas murieron este miércoles en el país, en la violencia que se extendió por las provincias de Hama, Homs e Idlib, denunciaron activistas a. Entre las víctimas se cuentan un clérigo cristiano, Bassilius Nassar, y el secretario general de la Media Luna Roja en Siria, Abd al Razzaq Jbeiro.

Según el organismo, Jbeiro viajaba en un vehículo claramente identificado como miembro de la Media Luna Roja cerca de Khan Shaykhun, en la carretera que une Halab y Damasco.

"El tiroteo tuvo lugar cuando volvía a Idlib después de asistir a reuniones en la sede de la Media Luna Roja en Damasco", aseguró el organismo en un comunicado. "El objetivo exclusivamente humanitario de la Media Luna Roja y la Cruz Roja es llevar ayuda a las personas que lo necesitan de una forma imparcial y neutra", agrega el texto.

El presidente de la Media Luna Roja siria, Abdulrahman al Attar, reclamó al gobierno de Damasco que investigue lo ocurrido.

Mientras, todos los llamados telefónicos y comunicaciones se encuentran cortados en Hama desde el martes, aseguran opositores. Hama se encuentra rodeada por unos 4 mil soldados respaldados por tanques, aseveran.

En otra provincia disidente, Homs, al menos 16 personas perdieron la vida en ataques de las fuerzas gubernamentales, denunciaron activistas. Seis de los cuerpos fueron hallados bajo los escombros de un edificio alcanzado por el bombardeo, indicaron.

Naciones Unidas estima que más de 5.400 personas han muerto en Siria desde que el levantamiento del régimen comenzó en marzo, inspirado en la oleada de protestas que se registraba en varios países árabe.

volver arriba